martes, 23 de junio de 2009

¡Zumba, zumba, zumba, trasca!

Recibió mil patadas de los primos chungos del Sr. Agonía, pero todas y cada una de ellas carecían del tacto y vigor de aquellas que le solía arrear su amigo. Pensó que tal vez no debería haberle saltado encima y reventado como un globo ¿Quién le propinaría ahora su tierna ración diaria de palos?

8 comentarios:

Tapion dijo...

Esto se pone cada vez mas interesante..What If? Señor Agonia..

Samu dijo...

Es como un cuento chungo para mentes enfermas... a mi me alivia y divierte hacerlo, no sé a vosotr@s...

:)

beleita dijo...

ahora el miedo empieza a inundarla...

Samu dijo...

No es un cuento de miedo, es de risa tonta con realiadad alterada...

al final, todos reiremos, si, si, si...

:)

La pequeña Delirio dijo...

Qué punki ;)

Samu dijo...

Son los primos chungos,... todos tenemos unos primos chungos...

ahora que caigo... yo solo tengo primas (y muy formalitas...) asi que me temo que yo soy el "primo chungo"

:P

ramon dijo...

Como dirian en una pelicula de Bud Spencer: una cabeza rota es una cabeza rota.

Esperando a ver como sale de esta.

Samu dijo...

expect the unexpected

:P